Wicked en El Paso

En Septiembre del 2010 se anunció la presentación en El Paso de la galardonada obra musical de Broadway Wicked, y apenas el pasado dos de febrero subió al escenario del Plaza Theater.

El montaje como era de esperarse fue toda una gran producción, en la cual no se limitó en demostrar, que el teatro musical es una de las disciplinas con mas dedicación a la que un artista se puede entregar.

Este, uno de los dos grupos encargados de llevar la obra por Estados Unidos, demostró las tablas y experiencia que llevan dentro de esta corriente teatral, y en cuanto a vocalización, coreografía y dramatismo, no escatimaron.

La obra narra a lo largo de tres horas (15 minutos de intermedio) la historia libre del newyorkino Gregory Maguire, basada en el libro fantástico y los personajes creados por L. Frank Baum en The Wonderful Wizard of Oz.

En ella se cuenta la amistad que llega a nacer entre las dos brujas de la Tierra de Oz, mucho antes de que un intenso tornado arrasara con la casa de una chica de nombre Dorothy y su perro Toto.

El montaje se deslinda un poco de la tradición clásica de la obra y presenta a Elphaba (la bruja con piel color esmeralda) como un ser incomprendido por su colorido aspecto y a Glinda (la bruja buena) como una rubia material.

Durante el transcurso de la historia, el destino lleva a ambos personajes a enamorarse del mismo hombre, lo que produce un distanciamiento en ellas que las conduce por otros desagradables sucesos.

Conocemos también el origen hecho por Maguire de personajes clásicos por demás conocidos como son el Hombre de Hojalata, El Espantapájaros y los simios con alas, producto de algunos fallidos hechizos hechos por Elphaba.

La obra se divide en dos actos con un repertorio de 21 canciones musicalizadas por una orquesta de 15 instrumentistas, de donde solo destacan  dos o tres números como Defying Gravity.

Los cambios constantes de escenografía fueron uno de los factores que le dieron un gran atractivo al espectáculo, mismos que avivaron las largas escenas que lamentablemente le quitan interés al segundo acto.

Destacó la actriz Mamie Parris quien encarna a la bruja verde, por la intensidad interpretativa en varios de los números musicales, lo que le valió las ovaciones mas celebradas de la noche.

Wicked dio un total de 16 funciones, número récord que se registra aquí en la ciudad de un espectáculo de este tipo, y según los organizadores, las butacas del Teatro Plaza lucieron a diario ocupadas casi en su totalidad.

TXT: Jorge A. Hernandez

Photos By: Joan Marcus (c) 2012 All Rights Reserved

 

FUSION MAGAZINE © 2017 All Rights Reserved

PRINT IS NOT DEAD!