Lorde-lorde-36280343-1920-1080Muchas de las historias de éxito inician con un golpe de suerte después de haber intentado mil veces la misma fórmula. Cantantes que actuaban en bares diminutos y bandas que ensayaban horas en la cochera soñando un día tocar y cantar frente a miles de seguidores; la tenacidad y el hambre de reconocimiento, son motores clave en esta meta llamada fama. Sin embargo, cada vez más salen a la luz historias diferentes, sin tanto drama y con más herramientas que pareciera facilitarles la entrada al tan anhelado éxito.

Ella Maria Lani Yelich-O´Connor ha logrado poner a Nueva Zelanda en el mapa musical actual. Con tan solo 17 años esta chica ha logrado la atención del mundo entero literalmente. Es la artista más joven en alcanzar el número uno en más de 57 países con un solo disco bajo el brazo, sin la lengua de fuera ni las nalgas expuestas. Esta mujercita tiene la oportunidad de dominar al mundo y parece que lo está logrando.

Lorde (se omite la letra e) su nombre artístico, surgió de su fascinación por la realeza y los títulos aristócratas. Sus composiciones están alejadas de ese entusiasmo forzado y sexualizado que muchos cantantes juveniles han acogido como propuesta. Desde muy pequeña animada por su madre, una poeta reconocida en la región devoró libros de autores intensos como Ezra Pound, Sylvia Plath y Allan Ginsberg dándole una visión diferente a lo que un adolescente estaría acostumbrado a tener. Fiel seguidora del grupo Animal Collective sus influencias musicales llegaron de la mano de artistas como James Blake, Bon Iver, SBTRKT y Drake entre otros.

A la edad de trece años ella y su amigo Louis McDonald, participaron en una exhibición de talentos en su escuela, interpretando canciones de Duffy y Pixie Lott donde el padre de McDonald realizó grabaciones que luego enviaría a varias agencias de talento. Scott Maclachlan, cazatalentos de A & R se interesó en la niña y la invitó a unirse a la compañía Universal donde trabajarían en la grabación de su primer EP llamado The Love Club, donde viene incluido su sencillo más exitoso: Royals.

La autoría de sus canciones la comparte en gran parte con el cantante Joe Little (Good Night Nurse) utilizando una función gramatical llamada Functional Shift, que trata cuando una palabra a la que ya se le ha dado un significado, adquiere un segundo más adelante en la oración, convirtiendo un sustantivo en adjetivo, misma función que utilizaba Shakespeare en sus composiciones.

A finales de 2013 lanza Pure Heroine su disco debut, mismo que la colocó como reina de los charts de popularidad, desplazando a artistas consagrados de los primeros lugares. En Nueva Zelanda consiguió el Silver Scroll Award, el premio a compositores más prestigiado, mientras que en  Estados Unidos ganó dos premios Grammy y en Reino Unido le otorgaron el Brit Award por mejor artista femenina internacional.
gadIZaD_1
“No soy una anomalía, se siente raro que te traten como una” explica cuando le preguntan qué se siente ser totalmente diferente a las demás propuestas musicales. Y es ese interés forzado de los medios por colocarla en un sitio que tal vez aun no le corresponde lo que más le molesta;  la han llamado “La Nirvana” de esta generación, las comparaciones con artistas como Lana del Rey y Ellie Goulding son persistentes así como la enemistad mediática entre ella y Miley Cyrus.

“Soy una persona muy retraída, Lorde no es un alter ego ni mucho menos, quería usar otro nombre para tener la oportunidad de perder la timidez y tomar más confianza”, comenta. Artistas de la talla de Grimes, Sky Ferreira y Diplo se dicen encantados con su música, incluso David Bowie la nombra como “El futuro de la música”.

Este mes abril se presenta por primera vez en México en el Festival San Miguel Sound en Guanajuato y en el Distrito Federal  donde comparte escenario con artistas como Willy Mason, Despot, Washed out y Neon Indian.

Esta chica de aspecto parco y pálido, no es lo que la prensa nos dice que es, no es todavía lo que escribe en sus canciones, ni siquiera tiene la edad permitida para escucharse en los bares donde su música es tocada. La industria está ansiosa por verla crecer lo más pronto posible para jugar más  fuerte con ella.

Es una carrera contra el tiempo para que su reinado se consolide, seremos testigos de ver rodar su cabeza ante los escándalos y malas decisiones o verla madurar su talento y tomar poder como pocas en el mundo del entretenimiento y coronarse como una auténtica reina (Una reina virgen, supongo…).

TEXTO: BJÖRZH ZNCHZ

No more articles