Hudson Mohawke | Un Oráculo Electrónico

1401x788-LO-Hudson-Mohawke-by-Tim-Saccenti-2015

Ross Birchard luce como un tipo promedio de treinta años que gusta de la música electrónica en el sur de Escocia. Su perfil tímido y simple lo hace parecer en ocasiones falto de personalidad, sin embargo, más allá de esta prejuiciosa imagen superficial se encuentra el impresionante talento y visión que este joven escocés muestra al producir, componer y mezclar bajo el nombre de Hudson Mohawke.

Antes de convertirse en uno de los oráculos de la música electrónica actual, HudMo, como muchos lo llaman, inició su proyecto desde muy joven, incitado por los géneros bass music y jungle comenzó a grabar mixtapes que fue acumulando durante varios años. Luego incursionó al scratch con los vinilos que un amigo le conseguía. En esta etapa tenía claramente seguir la línea del hip hop, ya que era el género que le permitía interactuar con el sonido más libremente.

La idea de crear la base de una melodía con la cual se pudiera improvisar a diestra y siniestra me cautivaba”, comenta. Más tarde y de la mano de artistas como el estadounidense Prefuse 73 descubrió que las mezclas de hip hop se podían fusionar con la electrónica abriéndole un panorama muy distinto y extenso.

Fue poco el tiempo que pasó creando piezas de electrónica simple, la experimentación con fuentes diferentes de sonido y la creación de piezas más arriesgadas tomaron por completo su atención.  Posicionado ya como uno de los principales Dj del genero trap en Escocia y Reino Unido, atrajo el interés  de la compañía disquera LuckyMe quienes lo invitaron a unirse a sus filas.

La propuesta de HudMo repleta de sonidos melódicos  meramente vertiginosos poco a poco se convertiría a una estética oscura, creando ambientes densos repletos de sonidos cavernosos y trompetas apocalípticas, conformando el sonido que hoy caracteriza a Hudson.

La siguiente compañía en firmarlo fue la legendaria Warp Records (Aphex Twin, Kelela, LFO) catapultándolo a la escena  electrónica mundial con su álbum debut llamado Butter en el 2009. Esta proyección a gran escala le valió ser uno de los productores  escogidos por Kanye West  para el aclamado disco Yeezus, del  controversial rapero. Fue así que de nueva cuenta se unía al género  con el cual comenzó a trabajar en sus inicios.

Hudson-Mohawke

Inmediatamente West lo unió a las filas de GOOD Music Label, donde tuvo la oportunidad de trabajar con artistas de la talla de Chris Brown o Azealia Banks llevando sus propuestas individuales al terreno experimental  donde el productor parece haber encontrado cómo desarrollar totalmente su potencial.

Aunado a su trabajo dentro del estudio no ha dejado los escenarios del todo, junto al canadiense Lunice forma el dúo electrónico TNGHT, con el cual ha entregado varios exitosos EP’s . Apenas el año pasado sacó el segundo álbum de estudio llamado Lantern, mismo que realizó a la par mientras creaba junto con Anohni Hopelessness, el primer álbum electrónico de la líder de Antony and the Johnsons a estrenarse en Mayo, del cual ya escuchamos dos sencillos que refieren perfectamente el sonido de Mohawke: “4 Degrees” y “Drone Bomb Me”.

Es así como uno de los personajes de la escena electrónica actual ha logrado posicionarse como uno de los jóvenes productores con más éxito y prolíferos de la última década. Es Hudson Mohawke una especie de oráculo moderno que en vez de augurar el futuro, lo crea con cada una de sus fascinantes propuestas.HM_a-thumb-1200xauto-36385

Hudson Mohawke.

Text: Björzh Znchz | Fotos: Hudson Mohawke

FUSION MAGAZINE © 2017 All Rights Reserved

PRINT IS NOT DEAD!